viernes, 12 de marzo de 2010

La primera mañana..

Esta siendo una mañana.. curiosa, si, esa es la palabra..
Me despierto a las 8 o un poco antes por los gritos de mi madre porque mi hermano no se levanta y va a llegar tarde.. apenas hay dolor, estoy comodo, calentito, feliz, casi olvido que me han operado apenas 4 dias, lo que no se me olvidan son esas ultimas palabras de ese blog, y que hoy vienes a verme..
Eso significa horas de cariño, amor y pasion en mi cama, seguidas de, por desgracia (entiendase por el "apenas"), apenas unos minutos de miradas, caricias, abrazos y palabras cariñosas bajo las sabanas; que feliz soy..
Me duermo, me abren la puerta, suben la persiana, me despiertan mi madre y mi perro, sigo casi sin sentir dolor.. apenas a los 5 minutos de despertarme, que no levantarme, me das un toque, te lo respondo, me das otro y te lo vuelvo a responder.. esperas mi mensaje, y yo enviartelo.. paciencia, cariño, dejame levantarme :P
Se va mi madre a prepararme el desayuno, pego un brinco haciendo fuerza con el abdomen, y de la misma manera que te dicen que tienes que volver a ingresar en el hospital, vuelves a la realidad, espontaneamente me acuerdo de que apenas voy a poder abrazarte con el brazo derecho, y que aun no me puedo ni acostar de lado.. me vuelvo a venir abajo.. grapas, dolor, sumado al agobio repentino que me vuelve a entrar por el dia de hoy..
Me quedo un rato sentado en la cama, con la mente en blanco, frio, intentando no sentir dolor, hasta que, a duras penas, consigo levantarme solo, las grapas tiran.. llego al cuarto de baño, con el calentador puesto tardo 5 minutos en ponerme la bata, al menos, no tirito, rumbo al salon, por fin, consigo sentarme, algo menos hundido, no me puedo echar para atras, duele demasiado, no puedo comerme las 2 tostás, solo una, y el colacao, el dolor se hace inaguantable, me levanto para subirme, me tomo mis 4 pastillas, sigo mi camino, y antes de llegar arriba me tengo que parar dos veces, duele, escuece, me quiero morir..
Mis padres estan arriba conmigo, me miran, impotentes, con lastima, y les digo que si esta tarde estoy igual te llamen y te digan que no vengas, no soy un tipo duro, me da igual que me veas con dolor o llorando, lo que no quiero es que sufras lo mas minimo, y menos, por mi..
Y hasta ahora, que termino la primera parte, con algo menos de dolor por el chute de pastillas..

No hay comentarios:

Publicar un comentario